08-04-2017 / 01:29
Guyana Francesa: ¿se gesta una nueva revolución independentista en Latinoamérica?


Una huelga comenzó el 27 de Marzo de 2017 en el país colonia de Francia, como respuesta ante los elevados índices de pobreza y desigualdad, representados en alta criminalidad, la escasez de alimento y el creciente desempleo. En estas últimas semanas se intensificó y parece devenir en una proclama política.

Latinoamérica es y ha sido un continente convulsionado políticamente, desde los años “sanmartinianos” y “bolivarianos” hasta la actualidad. Igualmente todo ese sacudón político parece no haber afectado a la colonia del viejo imperio francés, la Guyana Francesa.

Pero una manifestación por cambios socioeconómicos que se encuentra en sus dos semanas más intensas pasó a mayores y parece transformase de a poco en una proclama política por la autonomía de esas tierras.

Francia, en el siglo XVII, con Luis XIV a la cabeza, conquistó el territorio hoy conocido como Guyana Francesa que en la actualidad es un departamento de ultramar de dicho país. Y su organización política y de gobierno no tiene autonomía. A pesar de estar dotada de un Consejo regional y de un Consejo general. Está representada a nivel nacional por dos diputados, un senador y un Consejero Económico y Social.

"Con otro sistema podríamos decidir nosotros mismos lo que es bueno para nosotros" en lugar de "pedir permiso para todo" a Francia, explica Davy Rimane. "Exigimos al presidente y al Gobierno iniciar negociaciones con la sociedad de la Guayana para iniciar un debate abierto y transparente, con el propósito de dotar de un estatuto especial a la Guayana Francesa, situada demasiado lejos de los centros de la toma de decisión de la Francia metropolitana", afirma Rimane, según la versión en español de la agencia de noticias rusa RT.

"Con otro sistema podríamos decidir nosotros mismos lo que es bueno para nosotros", Davy Rimane

Esto sumado al contexto económico de que Guyana es fuertemente dependiente de las importaciones de alimentos y combustible y el nivel de desempleo es crónicamente alto puso en las calles alrededor de 10.000 personas en Cayena y Saint-Laurent-du-Maroni, las principales ciudades del territorio. Se trata de las protestas más grandes jamás vistas en esta región de 250.000habitantes.

Esta semana el ministro del Interior de Francia, Matthias Fekl, y la ministra de Territorios de Ultramar, Ericka Bareigts, llegaron a la Guayana Francesa. Las autoridades del país europeo anunciaron la disposición del Gobierno de invertir 1.000 millones de euros (1.060 millones de dólares) en la economía de la Guayana Francesa, uno de los departamentos más pobres de Francia, según Reuters.

No obstante, los manifestantes han rechazado la oferta argumentando que es "insatisfactoria”. Los colectivos que representan a los manifestantes ya han iniciado negociaciones con representantes del Gobierno francés, informa el portal France Guyana. Tienen previsto redactar un acuerdo común, que luego deberá ser aprobado por la población local.

 


2014 - Nueva Mirada Corrientes @LvDesarrollo