26-08-2019 / 08:49
Se realizó la Marcha contra el Gatillo Fácil en Corrientes


La movilización se realizó el martes, y se denunció la instauración en la provincia de Corrientes del estado de excepción y la continuidad del gatillo fácil, las detenciones arbitrarias y el hacinamiento en cárceles y comisarías.
Organizaciones sociales y de Derechos Humanos, junto a familiares de personas asesinadas por el aparato represivo del Estado y autoconvocados, se movilizaron esta martes hasta la Jefatura de Policía y el Ministerio de Seguridad, en la denominada Marcha contra el Gatillo Fácil.

Se denunció "la instauración en la provincia de Corrientes del estado de excepción y la continuidad del gatillo fácil, las detenciones arbitrarias y el hacinamiento en cárceles y comisarías como polìtica de Estado de todos los gobiernos desde el retorno de la democracia representativa en Argentina, y que ha alcanzado valores altísimos durante el gobierno de Cambiemos".

Según las organizaciones convocantes, "121 personas asesinadas por el aparato represivo del Estado en la provincia de Corrientes (6.564 en toda Argentina) desde el final de la dictadura: 100 muertes desde el Correntinazo del 17 de diciembre de 1999".

Esta acción se dio en el marco de la Marcha Nacional Contra el Gatillo Fácil (que se realizará en simultáneo en Buenos Aires): un espacio que aglutina a familias de vìctimas de todo el país. “El Gatillo Fácil –denunciaron- es parte de una política de estado que involucró a los diferentes gobiernos desde el retorno a la democracia y hoy defienden abiertamente el presidente Macri y su ministra Bullrich con el fin de imponer por la fuerza sus intereses como minoría social a la desigualdad, el saqueo y el empobrecimiento general que padecemos la inmensa mayoría”.

"Advertimos el incremento -en los últimos dos años- de la represión policial cotidiana a través de operativos de control motos, bicis y carros y mediante la aplicación de leyes provinciales que lesionan los derechos y las garantías constitucionales y los Tratados Internacionales de Derechos Humanos", señalaron.

Como consecuencia está la actual superpoblación de personas detenidas en comisarías o las más de 2.817 personas demoradas por “averiguación de antecedentes” (y sin aviso al juez correcional en turno) en estos operativos desde el 10 de diciembre de 2015. 

Las consignas de la marcha fueron: Basta de Gatillo Fácil; Basta de tortura y muerte en cárceles y comisarías; Basta de desapariciones forzadas, detenciones arbitrarias y causas armadas; Derogación del Código Contravencional y de la Ley Orgánica Policial; Basta de criminalizar la pobreza y la juventud; No a la baja de la edad de inimputabilidad; No a los operativos de saturación en nuestros barrios; El Estado es responsable.


2014 - Nueva Mirada Corrientes @LvDesarrollo