14-08-2020 / 16:46
Los Espacios Culturales Independientes en Corrientes están organizados


En medio de la pandemia del coronavirus, los Centros Culturales independientes de la ciudad de Corrientes impulsaron Aecic. Allí vienen gestando planes y proyectos para garantizar el sostenimiento de la cultura independiente.
(Por Nicolás Ramírez)

Impulsados por las medidas de emergencia sanitaria promovidas por el estado nacional a raíz de la pandemia provocada por el Covid-19 y el concerniente cese de actividades, donde el sector de la cultura como muchos otros se vio sumamente resentido, algunos de los Centros Culturales independientes de la ciudad de Corrientes se organizaron dentro de Aecic (Asociación de Espacios Culturales Independientes de Corrientes). La misma cuenta en la actualidad con 6 asociaciones, entre las que se destacan El Centro Cultural Flotante, El Patio Cultural, La Mansión Cultural, Lo de Mari, La Pepenier y Espacio Bohemio.

Los cuales, hermanados, vienen gestando un gran número de planes y proyectos desde principios del 2020 a fin de garantizar el sostenimiento y consecución de la cultura independiente. Si bien la idea no es nueva para sus integrantes, puesto que tuvo su génesis por el año 2018, recién a principios del corriente año asumieron íntegramente su carácter asociativo.

Ahora bien ¿cuál es su objetivo? A principio de este periodo su principal incentivo estaba vehiculizado por el apremio que significaba el pago de servicios especiales como ser luz y agua. Posteriormente, cuando las medidas de aislamiento retrocedieron frente a las de distanciamiento su objetivo se orientó hacia la obtención de las habilitaciones para volver a su funcionamiento.

No obstante esto fue complicado, por la inexistencia de legislaciones reglamentadas y debido a la naturaleza propia de las actividades en dicho sector, que en su mayoría se caracteriza por la proximidad o el contacto, léase por ejemplo: talleres de teatro, música, danza, al igual que recitales, bailes y un sinfín de espectáculos artísticos.

Sin embargo, esto no es solo a lo que apunta el espacio. Esta asociación surge y se instrumentaliza como un medio que busca fortalecer la actividad cultural independiente, estableciendo diálogos con los gobiernos municipal y provincial, a fin de que las autoridades garanticen un resguardo para estos espacios, que no solo ofrecen entretenimiento, sino que se constituyen como potenciales semilleros de expresiones artísticas - comunitarias en la ciudad.

Los espacios afirman que Aecic resultó vital para estrechar los lazos con los gobernantes de la ciudad, ya que cada uno por su parte sostenía intercambios de larga data con programas nacionales destinados al fomento de la cultura, como ser:  Puntos de Cultura, Salas de Teatro Independientes del Instituto Nacional del Teatro, Salas de Música del Inamu, entre otros.

¿Y qué consiguieron del gobierno local? Por el momento sostener el diálogo e intentar diagramar en conjunto medidas legislativas para el sector. Sin embargo, hasta ahora lo conseguido se materializó en determinadas contemplaciones en las habilitaciones concernientes y un encuentro por streaming llamado ESPACIOS que contó con una serie de shows y el respectivo apoyo del Instituto Provincial de Cultura. Es válido preguntarnos ¿es esto suficiente? Quizá es una interrogante que por el momento no obtenga repuesta.

Ahora bien ¿qué impulsa está gran incógnita? Hoy más que nunca, tras el desasosiego que nos dejó el aislamiento, los espacios de encuentro, creación y por ende de potenciamiento cobraron otro sentido y se hace aún más evidente el importante rol que desempeñan a nivel local. Esta gran responsabilidad exige ineluctablemente una participación activa del gobierno local para garantizar la consecución de estos espacios independientes.


2014 - Nueva Mirada Corrientes @LvDesarrollo