14-10-2020 / 11:15
Concepción: privados alambran tierras en posesión de comunidad indígena


La Federación Campesina Guaraní de Corrientes denunció que la Hacienda San Eugenio avanzó en la colocación de postes y alambrados en forma ilegal sobre tierras fiscales que están en posesión de la comunidad indígena Yahavere.
La Federación Campesina Guaraní de Corrientes denunció que en el martes se avanzó en el paraje Yahavere, departamento de Concepción, con la colocación de postes y alambrados en forma ilegal sobre tierras fiscales en posesión de la comunidad indígena Yahavere por parte de la Hacienda San Eugenio, propiedad de Eduardo Macchiavello.

Vale recordar que tiempo atrás se reconoció la posesión y los derechos de la comunidad respecto a las tierras en manos de la empresa mencionada. El argumento de los privados para este nuevo avance fue delimitar la frontera entre la comunidad y sus tierras,

Hacienda San Eugenio instaló alambrados desde un punto cercano a la casa de los pobladores hasta otro que se encuentra del otro extremo, también en tierras fiscales del Parque Provincial Iberá. De esta forma, encierran y dividen hogares, lomadas, caminos, e incluso se cerraron el acceso a lagunas de uso cotidiano por parte de la comunidad como fuente de agua o puerto.

“Sufrir un nuevo atropello es inentendible, llevamos años buscando únicamente que nos dejen tranquilos, está a la vista que no queremos enriquecernos ni evitar la circulación o el acceso a nadie por estas tierras, pero no podemos decir lo mismo de Macchiavello y sus empleados”, declaró Mirian Sotelo, miembro de la comunidad y del Concejo de Participación Indígena como representante del pueblo guaraní de Corrientes.

“Decir que la comunidad firmo un acuerdo no es excusa para venir a encerrarnos, en esa mediación no se habló de tierras públicas, no participo el estado provincial, es ilógico creer que después de diez años de lucha acordemos de nuevo estar alambrados como animales, es una falta de respeto”, señaló Sotelo.

Los trabajos de alambrado comenzaron hace unos días con el acarreo de postes, a lo que se sumó la presencia policial custodiando el trabajo. “Esto demuestra complicidad del Estado en validar los actos de la empresa de ser necesario por la fuerza”, afirmaron desde la Federación Campesina Guaraní de Corrientes.

“Los alambradores llegaron custodiados por la policía, como si nosotros fuésemos delincuentes por tratar de impedir que nos alambren las lomas o acceso a los puertos, por tratar de que se respete nuestro derecho de posesión”, fueron las palabras de Rodolfo Leiva, poblador del paraje en donde vive con su familia.

“Se buscó que la justicia interceda a favor de la comunidad, pero hasta ahora no hubo respuestas que sean suficientes, parece que el que tiene más plata puede hacer lo que quiere y el que tiene que pelear siempre en desventaja es el poblador”, comentó Rodolfo.

Desde la Federación Campesina Guaraní de Corrientes se declararon en Estado de Alerta y exigieron “el cese inmediato de las acciones ilegales, ya que se tratan de tierras fiscales en zona de reserva, que por ley no pueden ser suscritas a ningún privado”.

Al contrario, desde el 2013 la comunidad “demostró y fue reconocida por el estado nacional a través del Instituto Nacional de Asuntos Indígenas (Inai) en su posesión ancestral y los derechos que le asisten”, finalizaron.


2014 - Nueva Mirada Corrientes @LvDesarrollo