14-09-2021 / 19:58
Ataques a la Identidad y Orientación Sexual: Votar al Odio


Con pocos días de diferencia, cobraron visibilidad dos ataques de odio a la identidad y orientación sexual: una persona no binaria que vive con Asperger y el conocido artista Leo García fueron víctimas de brutales palizas acompañadas de comentarios odiantes.
(Por el Taller Lohana Berkins)

Esto sucede en una coyuntura donde cobran nueva vigencia los discursos conservadores y de derecha que, algunos más maquillados y otros más explícitos, atentan contra la integridad de las disidencias sexuales.

¿Por qué ocurre esto? Podríamos analizar una multiplicidad de factores, pero es innegable que la revigorización del odio hacia las personas que no detentan una identidad o sexualidad heteronormada es impulsada por la reproducción de discursos que cuestionan nuestros derechos y consideran nuestra identidad como ideología parte de una agenda política.

Esto supone un peligro muy alto para nosotres, cuando desde medios masivos de comunicación o espacios políticos conservadores, se ponen en cuestión nuestras propias vidas y sentires. Como si todavía debiéramos pedir permiso para existir bajo nuestros propios términos. 

A todo esto, el resultado de las elecciones primarias del domingo pasado, debe alertarnos sobre la avanzada antiderechos que se encamina a ocupar los escaños del Congreso Nacional. ¿Cómo se piensan que van a operar estos patrocinadores del odio si nosotres, el pueblo, le otorgamos el poder de decidir sobre nuestras vidas?

No necesitamos imaginar tanto para prever ese escenario: es el calco de lo que comenzó a suceder en Brasil o Estados Unidos cuando Bolsonaro y Trump se popularizaron y llegaron a ocupar la máxima representatividad política.

Tenemos una herramienta fundamental, el sufragio, que es una instancia que requiere de nuestra máxima responsabilidad y consciencia para otorgarle a candidatxs el poder de legislar sobre las materias que delimitan nuestro día a día. 

No permitamos que esto suceda también en nuestro país, históricamente vanguardia en DDHH y ampliación de derechos civiles. Y, si bien queda un largo camino de recomposición para mujeres y disidencias, tenemos la militancia y la calle como instancias para articularlo. 

NO DEJEMOS PASAR A LA DERECHA


2014 - Nueva Mirada Corrientes @LvDesarrollo